«No cree el hombre en la muerte hasta que su madre se le va definitivamente de entre los brazos». José Martí

Confieso que hemos sido parte del plan, y la emoción en sus ojos, la sinceridad de su agradecimiento compensa todo el despliegue que hemos tenido que acometer para homenajear a las madres, desde la figura de una guerrera legendaria de la vida como es María Caridad Colón.

De la mano de Hanoi Aguiar, genernte del restaurante La Fela de Luyanó, con la complicidad de Joel García y los que habitualmente hacemos la peña En Caliente (Caricatura de Robert Serrano incluida) en dicho establecimiento, desplegamos un plan para sorprender a María.

María Caridad Colón «paintada» por Robert Serrano

Sorpresa que nos involucró a todos, porque cuando la comitiva llegó a su casa (con la complicidad de Orlando de la FCA que nos dio las coordenadas) no encontraron a sus moradores. Ahí comenzó la aventura, que terminó en la cola de la panadería, donde hacía fila, disciplinada, la primera mujer de Latinoamérica en subirse a la cima del podio olímpico.

«Muchas gracias, por esta linda sorpresa» – dijo emocionada la baracoesa.

El colega Joel García representado al staff de la Peña En Caliente

Y nosotros, le agradecemos a ella, y a todas las madres de este mundo por ser esos seres imprescindibles que nos arropan con su amor en la eternidad.

Facebook Comments