Por: Andy Lans García / Especial para Deporcuba

Tras el éxodo de las principales figuras del ajedrez cubano, gran parte del peso de los resultados de este deporte recaen sobre un joven camagüeyano de 18 años: Carlos Daniel Albornoz.

 A principios de 2019, Albornoz obtuvo la corona del Campeonato Nacional del Juego Ciencia, y en diciembre, cerró por todo lo alto con la conquista del Memorial Carlos Torres en México.

Hablemos de los principales compromisos que asumiste en el año:

 -Campeonato nacional: “Siempre exige. Constituye una fuerte competencia, pues participan los mejores del país y, gracias a Dios, obtuve el primer lugar.”

 -Iberoamericano en Linares, España:“Verdaderamente, esperaba un buen resultado. Al ocupar el puesto seis en la lista de preclasificados, trataría de quedar entre los cinco primeros. No obstante, el segundo lugar no me sorprendió porque me preparé para ello.”

-Mundial Juvenil en Nueva Delhi, India : “Llegamos algo cansados del viaje, lo cual no justifica. Reconozco que no jugué a mi mejor nivel. Inicié mal esa competencia, traté de levantar, pero perdí una partida que prácticamente tenía ganada y eso tronchó mis aspiraciones.” (Albornoz llegaba a la capital india entre los diez primeros en ELO, sin embargo terminó en el lugar 33.)

-Kanty-Mansik, en Rusia: “Para mí resultó una experiencia única. Me sentí muy feliz de clasificar en el zonal. Se presentaron jugadores de altísimo nivel, salí a dar la sorpresa pero no pudo ser.”

 -Memorial Carlos Torres, en México: “El físico cobra gran importancia en ese tipo de torneos por las dobles rondas. Me preparé de forma completa, de ahí el título.” (Carlos Daniel parece haber tomado la medida a este Memorial, en donde se impuso por segundo año consecutivo)

¿Qué ajedrecistas tienes por referencia?

“Magnus Carlsen, a nivel mundial. Leinier Domínguez y Lázaro Bruzón en Cuba.”

Dificultades de un ajedrecista en Cuba

 “Pienso que hemos mejorado un poco. Antes no contábamos con Internet, ahora nos asignan 30 horas al mes, más o menos una hora por día, sigue sin alcanzar, pero significa un ligero avance. Esa es la principal cuestión.”

¿Cómo manejas la presión a pesar de la juventud?

“Me aseguro de centrarme en las partidas, y no pienso en que dirán las personas a fin de garantizar un buen papel.”

 Metas para 2020…

 “En 2020, el objetivo general consiste en pasar los 2600 puntos de ELO, no lo conseguí en 2019, aunque adquirí experiencia. Anhelo también incluirme en el equipo Cuba para la Olimpiada Mundial y tratar de clasificar para la Copa del Mundo.”

Calos Daniel Albornoz destacó durante los últimos 365 días, como uno de los atetas más sobresalientes de la Mayor de las Antillas. Sus logros, a tan corta edad, siembran esperanza en los seguidores del juego ciencia, un deporte en el que Cuba ha reinado con respecto a Latinoamérica.

Facebook Comments