Por Lilian Cid Escalona

A Betty Heidler la conocemos bien. La martillista alemana fue protagonista de mil y una batallas junto a nuestra Yipsi Moreno. Recordada, sobremanera, por aquel enconado duelo que sostuvieron durante la final del lanzamiento del martillo en el Campeonato Mundial de Osaka 2007, en el que se impuso la europea con disparo de 74.76 metros; dos centímetros más que Moreno (74.74). Betty Heidler, ex recordista del mundo, campeona mundial, titular europea y medallista olímpica conversa en exclusiva para Cubahora.

¿Cómo se convierte en atleta?

Me resultaba divertido entrenarme y lanzar lejos. A medida que entrenaba, lanzaba más lejos y lo disfrutaba. Así, con el paso de los años, me fui convirtiendo en atleta.

¿Y el martillo?

No podía lanzar jabalina. Estuve un tiempo en el lanzamiento del disco y en la impulsión de la bala, pero lo que verdaderamente me motivó fue el martillo y me decidí por él.

Durante los Juegos Olímpicos de Londres 2012, Heidler se vio envuelta en una situación inusual. Su disparo de la quinta ronda, el mejor de la noche para ella, no fue medido y le colaron una falta. De esta manera la alemana permaneció octava (73.90) pese a que la transmisión televisiva mostró al mundo entero que su lanzamiento era superior. Aunque horas más tarde, la situación se esclareció con ayuda de la tecnología, cabe iniciar el diálogo con la pregunta: ¿Qué pasó exactamente en Londres?

La chica rusa (se refiere a Tatiana Lysenko) tiró antes que yo y su resultado fue de 77.12 metros. Luego yo lancé exactamente lo mismo, 77.12 metros. La persona encargada de registrar los envíos en la computadora pensó que se trataba del mismo resultado. Tuvieron también un problema con la computadora. En este tiempo lanzó la competidora que iba detrás de mí y su resultado lo mostraron como mío. Ahí se tomaron un tremendo tiempo para determinar cuál era el resultado correcto para cada una de las competidoras y en ello estuvo el origen de la confusión.

Ha ganado medallas en múltiples eventos, tales como campeonatos de Europa, campeonatos mundiales y juegos olímpicos. También tuvo el récord del mundo. ¿Se siente, profesionalmente, realizada?

Sí. Aunque siento las medallas que no he podido ganar y también el no haber lanzado sobre los 80 metros. Sin embargo, estoy orgullosa de lo que he logrado. No es tiempo de entristecerse por lo que no pudo ser. Estoy orgullosa de mi carrera y también de mi equipo.

Hasta hoy, ¿cuál considera el momento más especial de su carrera?

No sabría decirte. No podría hacerlo porque han sido muchos los momentos especiales y no siempre han estado relacionados con las medallas que he ganado. Ganar medallas no es lo único importante.

Alguno que la haya frustrado, que la entristezca.

Las malas jornadas de clasificación que no me han permitido llegar a la final.

El 31 de agosto de 2014, Anita Wlodarzyck retomó la autoría del récord del mundo para el lanzamiento del martillo. Lanzó 79.58 metros en Berlín para dejar atrás el registro de Heidler de 79.42m, que había estado vigente desde el 21 de mayo de 2011. ¿Qué sintió?

Me sentí un poco triste, pero había que ser realista. Ella estaba en una gran forma y estaba latente la posibilidad de que quebrara la marca.

Los 80 metros fueron, por muchos años, una barrera inexpugnable para las mujeres en el lanzamiento del martillo. Usted, que estuvo cerca, ¿qué tan lejos los ve? ¿Están al alcance de más lanzadoras?

Estuve cerca en verdad. Estaba en condiciones de lograrlos, pero no pudo ser. ¿Quién sabe por qué? Como se puede ver, lanzar sobre 79 u 80 metros es complejo. Es un desafío duro. Creo que es una marca posible, aunque no para muchas lanzadoras.

Anita lo ha conseguido (disparos sobre 79 y 80 metros) una y otra vez. ¿Es una fuera de serie?

Ella entrena para superarse. Es una de las mejores lanzadoras de martillo del mundo y trabaja por lanzar más y más.

He escuchado que usted trabaja para la Policía Federal Alemana, ¿es cierto?

Sí, y amo el trabajo. Ellos tienen un excelente sistema de superación para atletas profesionales y una vez que terminas de estudiar puedes comenzar a trabajar con ellos.

Adicionalmente, cursa estudios universitarios.

Estudio en la Universidad Humboldt de Berlín. Estudio y trabajo paralelamente. Es complicado, pero hago que sea divertido.

¿Nos describiría un día en la vida de Betty Heidler?

No podría, cada día es diferente.

Yipsi Moreno

Yipsi es una persona muy divertida y siempre fue bueno encontrarnos. Ella se ha retirado, es triste, aunque es un momento por el que todas debemos pasar. Le deseo lo mejor. Éxitos en esta nueva etapa de su vida. Nunca olvidaré la forma que le gritaba al martillo y tampoco nuestra batalla en el Campeonato Mundial de Osaka 2007.

Los atletas cubanos, ¿qué opinión le merecen?

Creo que los cubanos son muy sacrificados y entregados. Siempre los he visto trabajar duro, entregarse totalmente. Así es como tiene que ser.
¿Conoce Cuba?

No, no he estado, pero me gustaría muchísimo poder visitar la isla alguna vez.

El dopaje es, por desgracia, un tema obligado en nuestros días. ¿Qué cree de esta práctica?

El dopaje existirá mientras las personas quieran ver récords. Tristemente hay muchísimas personas (atletas, directivos y países) que sostienen estas prácticas. En lo personal, lo repudio, nunca entenderé las razones por las cuales alguien haría esto.

En los últimos tiempos la IAAF ha condenado fuertemente este flagelo. Ha tomado medidas. Medidas muy fuertes. ¿Cómo valora esta campaña contra el dopaje que se lleva adelante?

Es un buen comienzo, pero no es suficiente. Hay que luchar más fuerte. Hay que hacer más.

(Especial Cubahora)

Facebook Comments