estadiopanamericano_thumb1 Cuba, La Habana, ha estado dispuesta a organizar unos Juegos Olímpicos. Una candidatura concebida para demostrar que es posible auspiciar el magno evento con mesura; derrochar más calidad en lugar de recursos. Pero en los tiempos que corren, disponer de estos últimos y no escatimar a fin de potenciar el espectáculo son leyes que se imponen y La Habana no fue una opción viable de cara a las ediciones de 2008 y 2012; como tampoco lo fue Madrid posteriormente. Y con la derrota -esperada- se nos escapó una fuente potencial de reanimación para la deteriorada infraestructura deportiva nacional.

 

El caso más sonado es la penosa situación de las instalaciones deportivas del Este de la Capital cubana. Edificaciones que sobreviven a la intemperie, marcadas por las “caricias” diarias de esa brisa marina que tras dos décadas ha terminado por vulnerar muchas de sus estructuras. Escenarios de mil y una batallas, cuna de legendarias actuaciones, cuarteles generales de no pocos seleccionados nacionales que aun hoy, 22 años después de aquel ´91, se sostienen cual testigos detenidos en el tiempo.

El Velódromo Nacional Reynaldo Paseiro, el Estadio Panamericano y el Complejo de Piscinas Baraguá se desdibujan inhóspitos ante el ir y venir de los miles, vecinos y foráneos, que diariamente transitan por las inmediaciones de la Villa Panamericana; el mítico complejo creado con motivo de los Juegos Panamericanos de La Habana 1991.

La situación tocó fondo, dos décadas de desgaste es demasiado para remiendos tardíos, y la carencia de reparaciones periódicas se hace evidente en estas construcciones que, entre vigas oxidadas y filtraciones, demandan, como mínimo, el beneficio de una reparación capital.

El Complejo de Piscinas, se llevó la arrancada, y según constatamos en nuestra última visita, es objeto de una categórica reconstrucción que incluye la sustitución total de la cubierta, así como el mantenimiento de los sistemas de la piscina. Acciones que recibimos con brazos abiertos y las cuales agradece el Movimiento deportivo cubano. Acciones que esperamos se extiendan al resto de los imponentes complejos, por buen tiempo olvidados, del Este.

Nota editorial: Las imágenes captadas en este trabajo fueron hechas con cámaras no profesionales.

Con información de CubaxDentro

 

complejodepiscinas_thumb

   Complejo de Piscinas Baraguá

complejodepiscinasbaragua_thumb  Complejo de Piscinas Baraguá

complejodepiscinasbaraguaenplenoprocesodereparacincapital_thComplejo de Piscina Baraguá que recibe el beneficio de una reparación capital

 

entradaalestadiopanamericano_thumb

Entrada al Estadio Panamericano

estadio_thumb

Estadio Panamericano

lapistalomejorenelestadiopanamericano_thumbLa pista Mondo, sustituida en 2008, fruto del aporte conjunto de la IAAF y el Gobierno Cubano

 

estadiopanamericano_thumb1Estadio Panamericano

 

vistadelestadiopanamericanootra_thumb Vistas internas del Estadio Panamericano

img_3093_thumb1  

  luminariasdelestadiopanamericano_thumbTorres de iluminación del Estadio Panamericano

unadelastorresdeluminariasdelestadiopanamericano_thumb

 

sistemadeaudio_thumb

Sistema de audio

 

pasilloslateralesdelestadiopanamericano_thumb

Pasillos laterales del Estadio Panamericano

puertasdeaccesoalestadiopanamericano_thumbPuerta de acceso al Estadio Panamericano

 

vistadelapistadecalentamientodelestadiopanamericano_thumbVista de la pista de calentamiento

 

vistadelestadiopanamericano1_thumb  

 

 veldromoreynaldopaseiro_thumbA la distancia, el Velódromo Nacional Reynaldo Paseiro 

Facebook Comments