100_5812

El telón de la Copa Cuba 2013 ha caído, y tras él queda todo un rastro de resultados donde el récord nacional de Yarisley Silva en el salto con pértiga y el 85.59m del jabalinista Guillermo Martínez se erigen entre los flashazos más promisorios dentro de dos jornadas de competición que atestiguaron el paso de poco más de doscientos atletas por las pistas del Estadio Panamericano de la capital cubana.

Yarisley Silva se robó la arrancada, y en el inicio de las actividades competitivas del sábado (16) confirmó el ascenso que vive su carrera deportiva al superar la altura de 4.81m. La pinareña mejoró, por tercera vez en lo que va de temporada, el récord nacional absoluto de la especialidad. Recordemos que en la recién finalizada gira invernal, la alumna de Alexander Navas había conseguido 4.76 (Donestk) y 4.78 (Estocolmo), ambos en escenario techado. Yarisley igualmente realizó tres intentos, sin éxito, sobre 4.90m.

Guillermo, en tanto, fue autor del resultado más promisorio del segundo día. El experimentado lanzador se sacó el “jabalinazo” a la altura del segundo intento de su concurso. Había tenido un primer envío discreto (73.79), al igual que su temporada precedente, mas, ese 85.59 que puso fin a su competencia en la tarde del domingo llega para devolverle explosividad y azuzar la confianza en un atleta que debe ser una de las opciones claras con las que Cuba acuda a su batalla por recobrar posiciones en el venidero Campeonato Mundial de Moscú.

El disco femenino aportó lo suyo al espectáculo, y es que la novel Yaime Pérez mejoró su marca personal con envío de 66.01m, válido para derrotar a la favorita y multipremiada Yarelis Barrio, al término, segunda con 65.03m. La rusa, como se le conoce, aun no arriba a sus 22 años y entre sus méritos atesora la participación olímpica en Londres 2012 y el título de Campeona Mundial Juvenil en el año 2010. Excelentes augurios para una especialidad en la que Denia Caballeros (23 años) también superó los 63m.

La nota nostálgica de la competición llegó atada al legendario martillo de Yipsi Moreno. La martillista más laureada de la historia de esta especialidad, se despidió de la Copa Cuba con victoria. Cumplió lanzando 72.36, un registro que satisface las expectativas que para este momento de su preparación se le exigen.

El público presente pudo disfrutar de una Yipsi Moreno competitiva, que buscó la victoria y más, como suele suceder cuando esta guerrera circunda la jaula de lanzamientos. Como ya había anunciado, la atleta confirmó su retiro y se despidió de su campeonato nacional con la sonrisa de siempre y acompañada de su hijo Abdelito, el mayor tesoro de su vida y artífice de su regreso a las pistas tras la maternidad.

Otro rendimiento que merece es la actuación de las jóvenes heptatletas cubanas Yorgelis Rodríguez (6 186puntos) y Yusleidy Mendieta (6 024puntos) que firmaron su heptalón con acumulados superiores a los 6000 puntos. Cabe resaltar que esta cifra no se conseguía en Cuba desde la época de Grechen Quintana.

Sobre la actuación Gersin Luis, entrenador del seleccionado juvenil donde militan ambas chicas comentó en exclusiva: “La actuación ha sido buena, es un resultado que estábamos esperando dado el excelente trabajo que han hecho las muchachas. La competencia que ellas han completado hoy nos deja contentos y muy optimistas para el futuro cercano. Este es un punto de partida para asumir nuevos retos. Ahora tendremos que enrolarnos en una segunda etapa en la que hay que trabajar por perfeccionar diversos elementos técnicos y de la que esperamos sea igualmente provechosa que este inicio”

Ernesto Revé, con 17.46m brilló en el triple y sus saltos sobre 17 metros terminaron por ser una suerte de oasis en un triple que se proyecta desértico, en lo que a resultados de nivel se refiere. Y es que sus coespecializadas aportaron uno de los puntos más bajos y preocupantes del fin de semana atlético. El evento dejó un discreto saldo. Había que estar allí, y ser partícipe de lo sucedido para poder dar cuentas de un concurso tan deslucido. Técnicamente todas las competidoras dejaron mucho que desear, y en el orden cuantitativo, las marcas finales lanzan mensajes de S.O.S alrededor de una especialidad que normalmente se caracterizaba por su buena salud. Lo más llamativo podría ser Yargeris Savigne (quinta con 13.66), quien sigue alejada -y a kilómetros- de la atleta que solía ser. Sus saltos ya no encantan y se le ve descoordinada y con poca fuerza a la hora de atacar los tres pasos. Sin embargo, es una situación que predomina en todas las que hoy desfilaron por el tanque de saltos incluyendo a las prometedoras Liuba Zaldivar y Josleidis Ribalta. Se impone revisar a lo interno, y cambiar todo lo que deba ser cambiado porque la realidad es clara y con estos truenos, la presencia cubana en Moscú, tiembla.

La pista no fue cuna para registros rimbombantes, algunas rivalidades le dieron matices a sus presentaciones pero nada para referir visto desde los cronómetros. Para colmo de males, Orlando Ortega y William Collazo, predestinados a animar sus especialidades salieron en falso y fueron descalificados en las finales de los 110mcV y 400m, respectivamente.

Así, tras un par de fechas competitivas, los telones de la Copa Cuba han caído, y tras ellos queda todo un astro de resultados que invitan al análisis. La pista del Estadio Panamericano lanzó lecciones y alertas, más allá de los aislados destellos de complacencia que pudieron apreciarse. Queda trabajo y muchas revisiones y ajustes que hacer, el camino a Rio2016 es escabroso, y para el atletismo cubano el reto está en recuperar la senda dorada. Y a propósito de la instalación que sirve de sede al atletismo cubano, pues hay que acotar que clama a gritos la llegada de una mano constructiva a sus predios pues el deterioro de sus estructuras ya ha pasado de ser preocupante para convertirse en peligroso. Lo que antes clasificaba como el coloso de la “Monumental” hoy no es más que otro triste testigo de unos Juegos Panamericanos maravillosos.

 

Click para Descargar Resultados Completos de la COPA CUBA

Facebook Comments