908865-15142209-640-360

No entiendo por qué hay atletas que se dedican a jugar sucio, o se arriesgan, a hacerlo, porque dado el avance de la tecnología y lo rigurosos que suelen ser los test que se aplican,  muy pocas veces queda espacio para que los “malos” sigan adelante.

Más allá de la «suerte» que puedan fabricarse algunos, lo cierto es que en la época contemporánea no hay mucha cabida para esos atletas que juegan a ser mejores utilizando sustancias y/o métodos prohibidos. El caso de Darya Pishchalnikova así lo confirma.

Yo me acuerdo de Atenas, de la Cumbá y de la consumación de su merecido título conseguido tras ser confirmada la infracción de la rusa Irina Korzhanenko en la Impulsión de la Bala de aquellos Juegos en los que el olimpismo regresó a su cuna.

 

Ahora, la historia me suena parecida, solo que involucra a la referida rusa Pishchalnikova, plata en los Juegos Olímpicos de Londres, y a nuestra Yarelis Barrios, hasta ahora cuarta en dicha competición.

De la rusa les cuento que tiene 27 años y se ha dedicado a lanzar desde bien joven y con buenos resultados. Sin embargo, nunca se caracterizó por deslumbrar. Recuerdo que fue el centro de alguna que otra noticia cuando, a falta de pocas jornadas para el comienzo de los Juegos Olímpicos de Beijing 2008, se vio involucrada en un caso de dopaje y falseo de muestras de orina severamente condenado por la Federación de Rusia. De ese proceso, ella y otras seis destacadas atletas de aquel país fueron suspendidas por espacio de casi años. La determinación la hizo perder la medalla de plata que había obtenido en el Campeonato Mundial de Osaka 2007 donde había lanzado 65.78m, hasta ese momento su marca personal.

Tras cumplir la sanción que se extendió desde Julio de 2008 hasta Abril de 2011, la nacida en Astrakhan regresó por sus fueros aunque solo alcanzó a ser oncena en el Campeonato Mundial del Daegu a merced de un pobre registro de 58.10 m. Entonces apareció en 2012 para sorprender. En el Campeonato Nacional de Rusia, clasificatorio para los Juegos Olímpicos de Londres soltó un 70.69m que se convierte en lo mejor en la historia del lanzamiento de disco entre damas desde 1992. Pishchalnikova estuvo estable sobre los 65 m durante toda la temporada y en Londres se hizo con la medalla de plata gracias a su quinto envío de 67.56m.

Pero, tres meses después de la cita británica, las alarmas han vuelto a saltar y sobre la lanzadora ha caído una nueva investigación por la detección de sustancias prohibidas en una de los test realizados.

La federación rusa de atletismo ha confirmado que investiga el caso pues parece ser que se han encontrado indicios de uso de asteroides anabolizantes por parte de la atleta.

Se prevé que los resultados oficiales se emitan a finales del mes en curso (noviembre), según lo declarado por Nikita Kamayev (director ejecutivo de la Agenia Anti-Doping de Rusia (RUSADA)).

De ratificarse las sospechas sobre el consumo de Oral -Turinabol, Darya debe enfrentar la pérdida de su metal olímpico y a su vez quedará separada del deporte de por vida, dada su condición de reincidente en violaciones de este tipo.

Para Cuba, la decisión interesa porque Yarelis Barrios (cuarta en Londres con 66.38m) se convertiría en medallista y reeditaría su bronce de los Juegos de Beijing.

Esperemos a ver qué sucede finalmente en este caso….

Puede consultar además: http://oncubamagazine.com/content/la-cubana-yarelis-barrios-punto-de-convertirse-en-medallista-ol%C3%ADmpica

Facebook Comments