ImagePor:  Manuel Alvarez

El día de ayer trajo el desenlace de una más que postergada decisión, el clásico nacional retorna a 16 equipos uno por cada provincia del país y el de la Isla de la Juventud. Es mismo organismo informo también que la serie estar dividida en dos etapas la primera que involucrara a la totalidad de los elencos y que solo contara con 45 partido, una segunda con los ocho mejores a 42 partidos sin distinción de zona y los cuatro mejores de esta segunda etapa jugaran primero con cuarto y segundo con tercero al mejor de 7 por el derecho a estar en la gran final. Para esta segunda etapa los equipos podrán contar con hasta 5 refuerzos de los conjuntos que queden eliminados que serán asignados desde una bolsa confeccionada por la máxima dirección del deporte de las bolas y los strike.

Hasta aquí  estimo tenemos decisiones muy esperadas y justas y otras con puntos oscuros. Primero es una decisión muy consecuente, la eliminación de los Metropolitanos, archiconocido segundones y reserva de los Industriales de la capital que limitaban desde hace un buen tiempo su accionar en la serie a formar jugadores para los azules de la capital. Esta selección estuvo prácticamente sin público desde hace muchos años, el pensamiento de los jugadores  siempre estuvo cifrado en  rendir para subir al equipo grande de la capital no ganar la serie como el resto de los jugadores del país. Los Metropolitanos son un   clásico conjunto de segunda división y es ahí donde debió estar hace mucho tiempo.  Otra gran decisión es el hecho de que desaparezcan las muchas veces injustas zonas, por  fin dejaremos de tener equipos que por el hecho de estar en uno u otro extremo del país  clasificaban rindiendo menos que los del otro extremo. Esta decisión imprimirá presión en todos los conjuntos, dejaremos de ver como en algunas zonas  desde el primer día son  sabidos por la calidad de los conjuntos tan dispareja  los cuatro llamados a clasificar. Hasta aquí las decisiones a todas luces necesarias que llegan tarde muy tarde pero llegan.

En la otra cara de la moneda están  la cantidad de juegos que se desarrollaran en la primera etapa y la desde ya controvertida ¨bolsa¨ para los refuerzos. Aspirar desarrollar mejores jugadores con menos juegos se me antoja utópico pues los que  después de 45 jugos regresen hasta su casa pasaran numeroso meses sin rencontrase con la serie único momento donde entran en contacto en el máximo nivel del deporte nacional, para los novatos la cuestión es aún más grave pues salvo algunos contados casos  ninguno estar en condiciones de competir con los establecido de los ocho equipos que queden fuera de la segunda etapa  su desarrollo quedar retrasado dos  o tres años a cuenta de esta definición.  La ¨bolsa¨ promete desde ya convertirse en el titular de números artículos pues primero nuestras series están lejos de ser imparciales año tras año vemos cosas increíbles que  claramente indican parcialidad por uno u otro elenco, que sucederá cuando dos equipos quieran los mismo jugadores quien se quedar por ejemplo, de no clasificar Artemisa con Pedroso y sus  estelares compañeros de picheo con el gran déficit de pícher que tiene la mayoría de los equipos del país, pudiera ser  esta una decisión interesante. Otra arista de este punto serán los campeones reforzados, imagínese a equipos como Granma y Las Tunas bateadores por excelencia con refuerzos en el picheo que le permitan estar al nivel de los mejores y que alguno quede campeón entonces lloverán las críticas y los comentarios que demeriten a estos conjuntos por el hecho de haber contado con los citados refuerzos.

Otras novedades, estas menos polémicas,  son el inicio de la serie el día 25 de noviembre y los horarios de juegos que serán similares a la de la pasada campaña  y digo menos polémicas porque  los horarios diurnos excluyen trabajadores y estudiantes de nuestro pasatiempo nacional, forma peloteros de sol  y  propicia hit de luz que para nada son sinónimos de calidad. Faltan decisiones de peso para nuestro deporte nacional como la prioridad u orden para acceder a la bolsa o el formato de la tan necesaria segunda división, esperemos pues pronto se arrogue más luz a esto y otros temas de la ya controversial 52 serie nacional.

Facebook Comments