catherine ibarguen

catherine ibarguen

Por Eddy Luis Nápoles Cardoso

Hoy, dando continuidad de los trabajos sobre los posibles ganadores de preseas en el atletismo olímpico de Río de Janeiro le corresponde a los sectores de saltos, lanzamientos, heptatlón, caminata y relevos del sexo femenino.

Comenzamos por el salto de altura, donde puede darse una competencia muy pareja, con varias candidatas al podio. Entre ellas vale citar a la estadounidense Chaunté Lowe (2.01) y la alemana Marie-Laurence Jungfleisch (2.00), únicas que han superado sobre los 2 metros esta temporada, sin olvidar a la polaca Kamila Licwinko (1.99) y a la española Ruth Beitia (1.98).

Otro evento que debe depararnos una formidable competencia es el salto con pértiga, aún con la ausencia de la rusa Yelena Isinbayeva (4.90), la presencia de diversas aspirantes con nivel engalana el panorama. Las estadounidenses Sandi Morris (4.93) y Jenn Suhr (4.82-5.03 indoor), las griegas Ekaterini Stefanídis (4.86) y Nikoleta Kiriakopoúlou (4.75), la cubana Yarisley Silva (4.84) y la local Fabiana Murer (4.87), clasifican como las principales aspirantes.

En el salto de longitud también puede haber una batalla fuerte por el trono aunque la estadounidense Brittney Reese (7.31) parece muy por encima del resto gracias al nivel mostrado en los Trials de USA. Obviamente, los olímpicos son otra cosa y ahí va a tener que enfrentar a un quinteto de mujeres que también sabe lo que es sobrepasar los 7.00 metros donde destacan la alemana Sosthene Moguenara (7.16), la australiana Brooke Stratton (7.05) y la serbia Ivana Spanovic (7.07); sin descartar otras concursantes de recursos como Tianna Bartoletta (6.82) y la inglesa Shara Proctor (6.80).
En el evento que sigue, el triple salto, tiene muchas opciones para que la sangre latina abunde en el podio. La colombiana Caterine Ibargüen (15.04) no necesita presentaciones y la venezolana Yulimar Rojas (15.02) ha sido la sensación del año en curso. Luego, en un segundo grupo, aparecen la griega Paraskevi Papahrístou (14.78) y la kazaja Olga Rypakova (14.61), como las más aventajadas.

En la impulsión de la bala, puede darse una dura controversia por el título olímpico, entre tres contendientes, la china Gong Lijiao (20.43), la reaparecida neozelandesa Valerie Adams (20.19) y la alemana Christina Schwanitz (20.17), únicas que han superado los 20.00 metros en la presente temporada. Luego habría que citar a las
estadounidenses Tia Brooks (19.73) y Michelle Carter (19.59).

Otro evento con sabor latino debe ser el lanzamiento del disco con la presencia de las cubanas Denia Caballero (67.62) y Yaimé Pérez (68.86); pero para subir a lo más alto, deben superar la adversidad que presupone la croata Sandra Perkovic (70.88), así como la alemana Julia Fischer (68.49) y la australiana Dani Samuels (67.77).

La polaca Anita Wlodarczyk (80.26) sale una vez más como la gran favorita al título en el lanzamiento del martillo. Muy lejos, a varios metros, aparecen las chinas Zhang Wenxiu (75.58) y Wang Zheng (74.50), la alemana Betty Heidler (75.57) y la estadounidense Gwen Berry (76.31), quienes deben lidiar por los escalones más bajos del podio.

En cambio, el lanzamiento de la jabalina parece estar más equilibrado en cuanto a las posibilidades de acceder a las medallas con varias candidatas que acumulan opciones. El grupo incluye a la checa Barbora Spotáková (66.87), las alemanas Christin Hussong (66.41) y Linda Stahl (65.25), la bielorrusa Tatsiana Khaladovich (66.34), la latvia Madara Palameika (65.68) y la sudafricana Sunette Viljoen (65.14), sin olvidar a la tercera alemana en liza, Christina Obergföll (64.96).

En la prueba de heptatlón concentra sus expectativas en torno al posible duelo entre la británica Jessica Ennis-Hill (6733) y la canadiense Brianne Theisen-Eaton (6765). Por detrás pelean la holandesa Anouk Vetter (6626), la letona Laura Ikauniece-Admidina (6622) y la alemana Carolin Schäfer (6557).

En ausencia de Rusia, China tiene aparentemente controlados los 20 kilómetros de caminata. Hong Liu (1:25:56), flamante campeona mundial el pasado año en
Beijing, aparece como la principal favorita y estará acompañada por Shenjie Qieyang (1:26:49) y Xiuzhi Lu (1:28:07), medallista de plata en la propia cita de la capital china. Entre las primeras también pudieran ubicarse la mexicana María Guadalupe González (1:26:17), las italianas Elisa Rigaudo (1:28:03) y Eleonora Giorgi (1:28:05), sin olvidar a la local Erika de Sena (1:27:18).

En la prueba de relevo 4×100, estaremos en presencia de un nuevo duelo entre las postas de Jamaica (42.90) y Estados Unidos (42.61), registros de este año, donde no han corrido con sus mejores atletas, pero el año pasado lograron 41.07 y 41.68 respectivamente, con ligero favoritismo para las caribeñas. Luego habría que valorar a las cuartetas de Gran Bretaña (41.81), Alemania (42.00) y Holanda (42.04).

Este mismo duelo debe repetirse en la posta 4×400, y aquí les comento, que el pasado año hubo un triunfo per cápita, con Estados Unidos (3:19.39) ganador en Nassau y Jamaica (3:22.49) segundo, mientras que en Beijing las jamaicanas (3:19.13) tomaron desquite por 3:19.39 de las estadounidenses. Otras postas a destacar son las de Gran Bretaña (3:25.05) y Francia (3:25.96).

Bueno amigos, hasta aquí las valoraciones sobre las posibles estrellas del atletismo que iluminarán el cielo durante la ya inminente cita estival de Río de Janeiro, esperemos entonces que del 12 al 21 de agosto en el Estadio Olímpico (Engenhão), se hagan realidad la mayoría de los vaticinios y también que brillen nuevas estrellas en el firmamento atlético.

 

 

Facebook Comments